Forbes Ecuador
McLaren
Lifestyle
Share

Rosati Motors sigue sumando oferta de marcas de superlujo en el país. Este fin de semana entraron al escaparate unidades de McLaren y Lamborghini. Para el próximo año espera sumar a la exclusiva Aston Martin.

25 Septiembre de 2021 18.51

Solo se fabricaron 765 McLaren 765LT para distribuirlos por el mundo. El que llegó al Ecuador el pasado viernes, bautizado como Batman, es la unidad número 58. En América Latina, incluido este, hay solo un puñado. Estuvimos invitados a su desembarco y presentación en los hangares del aeropuerto Mariscal Sucre de Quito. La soleada mañana hizo brillar aún más el negro del automóvil que dejó a todos boquiabiertos y que ya tiene dueño; el plateado, Robin, un McLaren GT que está a la venta por US$ 450.000; y, el amarillo -llamado Bumblebee- y el blanco sin nombre de los dos Lamborghini, que superan los US$ 500.000 cada uno. 

El mismo brillo emanaba de los ojos de Jimmy Ballesteros, CEO de Rosati Motors, al ver cómo estas primeras unidades empezaban a rodar a medio gas en las primeras pruebas de manejo, sabiendo que el poderoso Batman puede alcanzar los 100 kilómetros por hora en solo 2,8 segundos y dejarse acelerar hasta los 300 km/h. ¿El sonido de su motor? Inexplicable. Solo se puede sentir la sinfonía. Por eso, mientras miraba pasear orgulloso a estos modelos, Ballesteros nos contó el por qué del dije con el número 13, de la cadena de oro que resplandecía en su cuello. "Desde pequeño me siguió el número. Cuando empecé la Universidad vivía en el departamento 813, por ejemplo, para mi es cábala, Es un número que me sigue y me trae suerte". 

¿Por qué le puso Batman?

Se me ocurrió, empecé con ese 'Trend': carro que es mío o que traigo para mis clientes le pongo nombre. Ya hubo el Bond 007, ahora tenemos a Batman, Robin y Bumblebee. El Jocker está en Guayaquil. A mis clientes les gusta. Es como algo extra para ellos.

¿Qué auto tiene?

Yo tenía una Urus negra. El problema es que, carro que compro, el cliente ve y lo quiere. Este momento tengo un Maserati, que no está nada mal. 

Jimmy Ballesteros CEO Maserati Ecuador

¿Cuál es el carro que más le gusta?

Siempre he sido amante de Ferrari, pero me encanta el McLaren. este carro negro es el más rápido en el Ecuador por ahora. 

¿Cómo se explica que a pesar de la crisis económica hayan compradores de estos vehículos?

En el país hay dinero. Antes no se veía estos vehículos por una situación política, de seguridad. Es verdad que se oye muchas noticias de violencia, pero, a pesar de ello, creo que todavía es un país seguro. La mentalidad de la gente que no quería mostrar lo que tenía está cambiando, porque está logrando cumplir su sueño.

¿Por qué estos vehículos se meten en las venas de la gente, por qué se los adora tanto?

Hoy por hoy, la situación en el país ha cambiado, hay mucha más tranquilidad por el lado político. Siempre ha habido gente tuerca en el país, hay un amor por el carro deportivo. El sueño de todo niño es tener un Ferrari, pero hay estas otras marcas Lamborghini, McLaren, Maserati... Así que de adulto, si tienes posibilidades económicas, por qué no cumplirlo. 

Para el 99% de la población es un sueño que jamás se cumplirá, ¿Cómo es ese sueño visto desde adentro?

Si se ha trabajado toda la vida y quieres darte el lujo, no veo por qué no, la vida es una, se vive una sola vez. La adrenalina que sientes, cuando aceleras y vas en la carretera y la gente voltea a verte, es un sueño que lo vives. Hay jóvenes que me escriben y les digo que sí se puede, que si trabajas duro puedes lograrlo. 

Bueno, la pregunta es absurda, pero ¿qué diferencia hay en montarse en un vehículo de estos?

Es simple. De niño jugabas con los Matchbox, crecías viendo los deportivos en las películas, en las carreras de autos. Eso es un 'algo' que nace desde que uno es pequeño y, cuando te subes a uno de estos, conectas con ese sueño. 

¿Por qué se enfocó en traer marcas de lujo, sabiendo que es un mercado tan pequeño?

Yo era una persona que vendía carros de todo tipo, me dedicaba a importar vehículos que no estaban en los concesionarios. Cuando Rafael Correa cambió la ley me quedé prácticamente sin trabajo. Me puse a buscar qué marcas no había en el país y me enfoqué en los deportivos, que son los que siempre me han gustado. De esta forma, también a través de mis clientes, vivo un sueño personal.

¿Qué tan difícil es negociar con estas marcas?

No le apuntan al Ecuador, no es un mercado grande, solo tienes un cierto número de gente que te puede comprar. Sí es difícil, porque las marcas quieren volumen, quieren que vendas 15 carros al año y en Ecuador eso no se da, por eso somos 'subdealers' de otros países. 

¿En qué países?

Somos subdistribuidores en Chile para McLaren, en México para Lamborghini. Por ahora, vamos a continuar de esta manera y quién sabe que algún día se dé la sorpresa que vendamos esas unidades necesarias y el concesionario quiera un 'Stand alone'. (I) 

loading next article