Forbes Ecuador
Michelle Arévalo IMPAQTO (Cropped)
Innovacion

Así impacta la teoría del cambio de IMPAQTO

Voicenote

Share

La teoría del cambio es una estrategia enfocada en las empresas de impacto social y ambiental, que es equivalente a su modelo de negocio. Michelle Arévalo, gerente General de IMPAQTO, explica más detalles sobre esta teoría y los planes de la empresa.

19 Noviembre de 2021 14.59

La teoría del cambio es una estrategia enfocada en las empresas de impacto social y ambiental, que es equivalente a su modelo de negocio. “Hay un problema en el Ecuador y en América Latina, que es la extrema soledad con la que se encuentra una persona que quiere emprender. Y se agudiza cuando busca emprender para cambiar el mundo”, explica  Michelle Arévalo, gerente General de IMPAQTO, empresa que diseñó la teoría.

El punto principal es solucionar el problema de la soledad al emprender un negocio y poder desarrollarlo en comunidad. En sus palabras, considera que la importancia de estas comunidades es tener más y mejores emprendedores en Ecuador y en la región. 

“Podríamos tener entre nuestros emprendedores al próximo Richard Branson, que estén ahora subiéndose a los buses o en alguna fila”, añade Arévalo, citando el ejemplo de este multimillonario. “Él estuvo rodeado de gente que le dijo 'no puedes', hasta que se topó con alguien que le dijo 'sí puedes, ven, aquí está tu grupo'. Eso es lo que nosotros queremos construir con nuestra teoría de cambio, que seamos un soporte para todos los emprendedores”.

De esta forma, IMPAQTO ha desarrollado espacios físicos de coworking en los cuales el emprendedor puede encontrar apoyo y soluciones para su negocio, conociendo amigos o colegas que puedan aportar con ideas. 

Otro espacio de desarrollo es IMPAQTO Labs, una división en la que por medio de incubadoras y aceleradoras de proyectos, se busca que el emprendedor tenga una mejor educación en el tema de negocios y emprendimientos en un corto tiempo, de 15 semanas, con todos los conocimientos necesarios para lograrlo.

Arévalo menciona como parte del equipo de trabajo que conforma IMPAQTO Labs un partnership con Google For Startups, mediante el cual un 'ejército' conformado por 120 expertos latinoamericanos en diversos temas comparte su experiencia. “Tenemos gente de Panamá, México, Chile, de toda Latinoamérica. Es súper lindo ver que nuestra propuesta de valor, desde Ecuador para el mundo, sí vale. Demostramos que somos muy buenos para lo que hacemos”. 

IMPAQTO. Foto: Cortesía

Ahora bien, cuando el emprendedor ya tiene una comunidad consolidada y sabe lo que está haciendo, lo único que le falta es tejer redes para crecer o, como se dice en Latinoamérica, “tener padrinos”. IMPAQTO Consulting es la alternativa a través de la cual se ayuda a los emprendedores a generar contactos con las principales redes y multinacionales, con la finalidad de alcanzar un mayor crecimiento. 

En su momento, fue la estrategia que permitió a esta empresa sobrevivir durante los momentos más críticos de la pandemia, llegando a más de 14. 000 emprendimientos en América Latina por medio de conexiones con varias ONG en la región. 

“Nosotros hicimos todo lo que es transformación digital, desde cómo vender por WhatsApp hasta cómo montar un e-commerce propio. Este es un número importante para nosotros porque fue lo que nos dio sentido a nuestras vidas. Estábamos encerrados, así que nos permitió tener un nivel de ingresos para aguantar las pérdidas del otro lado de la empresa”.

La falta de capital es otro de los problemas que IMPAQTO busca solucionar para ayudar a los emprendedores a crecer de una mayor manera. Es por ello por lo que surge el fondo de inversión IMPAQTO Capital, a través del cual se busca apoyar a emprendimientos que dejan una huella positiva en el planeta, enfocados en el impacto social que estos dejan y que tengan una capacidad más grande de facturación. “Buscamos ayudar a los emprendimientos que facturan entre US$ 100.000 y 200.000 para que puedan comenzar a facturar entre US$ 500.000 y US$ 1 millón". 

Estos números, con los cuales desarrollan esta estrategia, se sostienen en un estudio realizado junto con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) para entender cuál es el monto mínimo que se necesita para conectar a los emprendimientos con fondos internacionales. “Aquí existe una brecha. La gente piensa que no se invierte en Ecuador por falta de capital, pero lo que falta es empresas que puedan apoyar esos montos mínimos de facturación para poder absorber ese nivel de capital”, señala. 

IMPAQTO Capital surgió a inicios de este año, en un contexto en el que emprendedores y empresarios locales han visto con dolor las pérdidas que dejó la pandemia en el sentido económico y personal. Cuenta al momento con más de 25 inversionistas individuales que han entrado al fondo y se encuentra en el proceso de cerrar el levantamiento de capitales. Menciona que, a finales de año, se anunciarán los dos primeros proyectos de colocación de este fondo.

Para entrar a este fondo, existen dos criterios de elegibilidad: el primero de ellos, que la empresa debe tener una facturación de, al menos, US$ 100.000. El segundo criterio es que el proyecto genere un gran impacto social en la comunidad.

Actualmente, IMPAQTO cuenta con cinco espacios de coworking ubicados en Quito, Cumbayá y Cuenca, donde se interrelacionan 850 emprendedores al mes. Además, 250 emprendimientos graduados en IMPAQTO Labs han podido levantar cerca de US$ 10 millones de forma colectiva, mejorando la vida de al menos tres millones de personas. (P)

loading next article