Forbes Ecuador
autos
Negocios
Share

En Quito se ofertan cada mes entre 15.000 y 20.000 vehículos semi nuevos, en ferias, patios de autos, concesionarias que venden seminuevos y por particulares, según OLX Ecuador. Sus precios han subido un 5% en los últimos tres meses.

05 Noviembre de 2021 11.19

El sector automotor enfrenta una escasez de chips a escala global y nadie sabe cuánto durará. En Ecuador uno de los efectos se empieza a sentir en los precios de los autos semi nuevos que ya han subido al menos un 5% en promedio y parece que seguirán aumentando.

La crisis de los chips comenzó durante el 2020 como consecuencia de los cierres en la economía producto de la pandemia del Covid-19, pero lo que es casi seguro es que no se acabará en el corto plazo. Pat Gelsinger, director Ejecutivo de Intel, compañía especializada producir estos chips, comentó que la crisis podría continuar hasta el 2023.

La escasez de estos componentes inició con el cambio de prioridades de las personas al inicio de la pandemia. Con el auge del trabajo en casa y las restricciones a la movilidad, la venta de vehículos cayó y con ellos la demanda de chips, esos pequeños dispositivos con circuitos electrónicos que permiten la conductividad eléctrica.

Eduardo Isch, gerente comercial de OLX Autos, comenta que por el desabastecimiento de chips las concesionarias tienen ahora menos producto, “pero esto no significa que bajó la demanda”. Este ejecutivo explica que esta situación tiene efecto directo en el negocio de los autos usados. “La gente quiere vender su usado para comprar otro usado o uno nuevo, pero ante la escasez de unidades nuevas el proceso se hace más lento. Esto ha hecho que se  eleve el precio de los usados hasta un 5%, frente a tres meses atrás”. Según Isch, esta escasez se va a profundizar y tal vez suba más el precio de los usados en los siguientes meses. 

El representante de OLX Autos agrega que el mercado de autos usados es unas 3,5 veces más grande que el de los nuevos. En julio, por ejemplo, se vendieron en el país unos 10.000 autos nuevos, mientras que las transacciones de transferencia de dominio o cambio de dueño llegaron a  35.000. 

Isch comparte más datos y asegura que en Quito se ofertan cada mes entre 15.000 y 20.000 vehículos de segunda mano, en ferias, patios de autos, concesionarias que venden seminuevos y por particulares. Solo en la feria de autos del sur se ofertan 3.000 vehículos los fines de semana. De ese porcentaje, dice, el 65% de autos usados está en plataformas digitales. “Esto deja ver que existen muchos caminos para vender y ofrecer autos”.

Para Isch, esta situación derivada de la escasez de chips puede extenderse unos seis meses más. “Al tema de los chips hay que añadir los problemas logísticos derivados de la escasez de barcos y el menor transporte de toda clase de mercadería a escala global”

¿Subirán más los autos usados? Isch responde que en EE.UU los precios han crecido un 10%, lo mismo en Chile o Perú. “Si no hay autos se especula con los precios. Y en esta coyuntura el auto semi-nuevo tiene mayor oportunidad de venta”. (I)

loading next article