Forbes Ecuador
Por qué la depresión inmobiliaria en Estados Unidos es una oportunidad de invers
Money

Por qué la depresión inmobiliaria en Estados Unidos es una oportunidad de inversión

Jonathan Ponciano

Share

Las acciones vinculadas al mercado inmobiliario han sufrido abruptas caídas, lo que podría transformarse en una gran oportunidad de compra.

20 Julio de 2022 08.03

La confianza de las inmobiliarias y el mercado de la construcción se desplomó a un mínimo de dos años en julio debido a que la alta inflación y las restricciones de la cadena de suministro llevaron a muchos constructores a detener el trabajo en las viviendas, informó el lunes la Asociación Nacional de Constructores de Viviendas de los Estados Unidos. Esto marca la última señal de que el mercado de la vivienda está a punto de dar un giro brusco después del frenesí de compra que impulsó la pandemia.

La confianza de los constructores en el mercado de viviendas nuevas registró su séptima caída mensual consecutiva en julio en Estados Unidos, cayendo 12 puntos a 55 para su segunda caída más grande en un solo mes en la historia, según el índice del mercado de la vivienda NAHB/Wells Fargo publicado el lunes.

El informe también mostró que las expectativas de los constructores de viviendas para las ventas actuales y futuras se han reducido drásticamente, lo que ha llevado la confianza a su nivel más bajo desde mayo de 2020.

En un comunicado que explica el maltrato, el presidente de NAHB, Jerry Konter, dijo que los cuellos de botella en la producción, el aumento de los costos de construcción de viviendas y la alta inflación están causando que muchos constructores detengan la construcción, ya que el costo de la tierra, la construcción y el financiamiento superan el valor de mercado de una vivienda en algunos casos.

Además de dañar la confianza, el aumento de las tasas de interés ha elevado el costo de las nuevas hipotecas en cientos de dólares cada mes, en promedio, "frenando drásticamente las ventas y el tráfico de compradores", dijo la NAHB.

En comentarios enviados por correo electrónico, el economista jefe de Pantheon Macro, Ian Shepherdson, dijo que la confianza tiene "más por caer", y señaló que el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, aludió el mes pasado a la "situación complicada" del mercado inmobiliario y dijo que los compradores potenciales de viviendas “necesitan un pequeño reinicio”, a medida que las tasas hipotecarias se normalizan a niveles más altos después de permanecer históricamente bajas durante la pandemia.

"Esto es un colapso", dice Shepherdson, señalando que los precios de las viviendas pronto deberían comenzar a bajar y advierte: "Muy pronto, cualquiera que haya comprado una casa en los últimos meses tendrá pérdidas".

¿Posibilidad de inversión?

Si bien muchos analistas hablan del fin de una burbuja, un equipo especialista de Trefis, comunidad financiera interactiva estructurada en torno a tendencias, pronósticos e información relacionada con algunas de las acciones más populares de Estados Unidos, revela en Forbes que su segmento de acciones de vivienda, que incluye las acciones de constructores, empresas de productos de construcción y jugadores de mejoras para el hogar, disminuyó aproximadamente un 38 % en lo que va de año en 2022, con un rendimiento considerablemente inferior al S&P 500, que sigue cayendo alrededor de un 20 %. durante el mismo período.

Según los especialistas, el mercado de la vivienda fue  muy fuerte en los últimos dos años, con el precio medio de cotización de viviendas en junio de US$ 450,000, un 17% más en comparación con el año pasado, según Realtor.com, pero la marea puede estar cambiando.

Por qué la depresión inmobiliaria en Estados Unidos es una oportunidad de inversión
 

Las tasas hipotecarias se han disparado, y las tasas de las hipotecas fijas a 30 años aumentaron de un promedio del 3,1 % en diciembre de 2021 a alrededor del 5,5 % en la actualidad, lo que encarece la financiación de las viviendas. Las tasas podrían tener una tendencia aún más alta, con la Reserva Federal en camino de aumentar sus tasas de referencia una vez más en un 0,75 % o posiblemente incluso en un 1 % a fines de este mes, para combatir la creciente inflación.

Esto podría afectar la demanda de viviendas en el futuro. Además, es muy probable que el endurecimiento monetario de la Reserva Federal lleve a la economía estadounidense a una recesión en los próximos trimestres, y es casi seguro que una recesión ejercerá presión sobre el mercado de la vivienda. Por otra parte, la confianza de los constructores de viviendas en los Estados Unidos cayó a un mínimo de dos años en julio, ya que el aumento de la inflación y los problemas de la cadena de suministro han provocado que varios constructores detengan la construcción de viviendas.

En este contexto, las acciones vinculadas al mercado inmobiliario han sufrido abruptas caídas, lo que podría transformarse en una gran oportunidad de compra. “Si bien es difícil cronometrar una entrada en este segmento, los fundamentos del mercado de la vivienda parecen más fuertes que durante los ciclos negativos anteriores, ya que las viviendas siguen estando considerablemente desabastecidas en los Estados Unidos”, explican los especialistas.

 

*Con información de Forbes US.

loading next article